Enlatado móvil, la nueva opción para cervecerías de Baja y CDMX

Ciudad de México, 16 de junio, 2020- Más ligera, mejor protegida, atractiva y aceptada en más lugares, la cerveza en lata gana cada vez mayor terreno en el mundo y en México este año dos empresas impulsarán la presencia de los cerveceros artesanales en el mercado local, nacional e internacional.

Baja California y Ciudad de México se preparan para hacer historia con el primer sistema de enlatado móvil, con el que el cervecero sólo tiene que preocuparse porque su cerveza esté lista para ser envasada.

Se trata de Baja Canning y QUELATA, empresas que nacieron casi de forma simultánea y con el mismo objetivo: llevar a los artesanales a nuevos mercados.

En entrevista con Periodismo Desde la Barra los empresarios detrás de ambos proyectos coincidieron en que esta opción de envasado hará crecer a la industria, ya que los cerveceros contarán con su propio departamento de enlatado sin invertir en el equipo, mantenimiento y personal para operarlo, lo que les permitirá concentrarse en elevar su producción.

Enlatado móvil

Este servicio de enlatado y etiquetado móvil va directo a las fábricas y dependiendo del tamaño del lote, es el tiempo que demora en concluir su tarea. El equipo que utilizan ambas empresas es de la marca Wild Goose y está diseñado para traslados, cuenta con llantas, estabilizadores y es de fácil ensamblaje. Se transporta en un camión con rampa y desde su llegada a la cervecería les toma entre 40 y 60 minutos instalarlo y sanitizarlo. Una producción de 10 BBLs puede estar lista en 4 horas.

Ambas empresas planean ampliar su zona de cobertura en el corto plazo.

Baja Canning, por amor a la cerveza

Héctor Santillán es tijuanense y beer lover. Descubrió la cerveza artesanal hace más de una década y es parte de Cervezartistas, un grupo de promotores de la cultura cervecera en Tijuana que ya cuenta con su propia cervecería y ahora cuatro de sus integrantes incursionan en el enlatado de bebidas con Baja Canning.

Además de Tijuana, San Diego y Los Ángeles, son los lugares en donde Santillán han consumido más cerveza y se dio cuenta que la cifra de cervecerías que enlataban iba en aumento. En 2018 descubrió la opción del enlatado móvil en el Great American Beer Festival (GABF) y le interesó llevarlo a Baja California.

Enlatado móvil

Este martes en Madueño Brewing

“Lo estoy viendo como la punta de lanza de nuestro negocio, no hay una enlatadora móvil para poder ayudar a las cervecerías artesanales pequeñas y medianas, porque las grandes eventualmente van a tener la suya, ese es el mercado al que queremos llegar, queremos impulsar su marca, ayudarlos a dar el siguiente brinco”, sostuvo.

Héctor es contador desde hace 25 años y a pesar de que fue en 2018 cuando comenzó a estudiar costos y equipos, la temporada alta de su profesión lo llevó a dejar el tema y retomarlo hasta julio de 2019 cuando recibió las primeras cotizaciones, visitó plantas para ver el funcionamiento de enlatadoras y comenzó a diseñar su plan de negocios.

En diciembre del año pasado los Cervezartistas abrieron su tap room en la zona centro de Tijuana y ese día platicó su idea de la enlatadora con tres integrantes del grupo, a quienes conoce desde la escuela básica. Días después les presentó el plan y se sumaron al negocio.

Antes del inicio de la pandemia importaron la enlatadora, que ya hizo las primeras pruebas en las que envasaron 3 mil 500 latas, incluso hay una lista de cervecerías que ya solicitaron el servicio.

Enlatado móvil

La Wild Goose WG3 de Baja Canning recorrerá las ciudades de Tijuana, Rosarito, Tecate, Ensenada y Mexicali y entre los cerveceros en lista de espera se encuentran: Cardera, Bruer y Doble C de Ensenada y Cerveza Ícono de Mexicali, mientras que en Tijuana ya enlataron Lírica, Madueño y Cervezartistas.

Los productores pueden elegir entre presentaciones de 12 y 16 onzas que van desde 20 centavos de dólar por lata, hasta 40 en tamaño de 12 oz, en el de 16 el costo es de 25 centavos de dólar por lata hasta 55. El precio más bajo es sin lata ni etiqueta y el más alto incluye ambas.

En inventario Baja Canning cuenta con 8 pallets de latas de 12 onzas y 20 de 16 onzas, cada pallet contiene alrededor de 3 mil 500 latas.

Y su propuesta también llegará a los homebrewers, “estamos haciendo pruebas para enlatar barril y llegar a un mercado microcervecero, a los caseros”, añadió que diseñan un sistema en el que reciben la cerveza sin carbonatar y utilizan un bright tank en el proceso.

Baja Canning cuenta con tres empleados que recibieron entrenamiento y sus cuatro socios también acuden a las visitas.

Enlatado móvil

“El cervecero pone instalación, luz, agua, CO2, nosotros llegamos instalamos, enlatamos y nos vamos”, refirió.

Santillán dijo que Baja Canning ha sido bien recibida por la comunidad cervecera, ya que les ayudará a elevar su producción por que la lata aumentará su exposición en el mercado.

“Pensamos que este verano nos va a ayudar en darnos a conocer más rápido, hay más necesidad, conocimiento y demanda en el mercado por la cerveza artesanal”, comentó.

En un par de años esta empresa planea contar con una enlatadora en cada ciudad: Tijuana, Ensenada y Mexicali, el tamaño de cada equipo dependerá de la demanda, también planean ir al Bajío, especialmente a Querétaro.

“Sé que en la Ciudad de México hay otra máquina, hemos tenido comunicación, qué bueno que lo estén haciendo, allá es un mercado interminable”, sostuvo.

Del mundo del enlatado al mercado craft de la cerveza

Enlatado móvil

El centro del país contará con QUELATA, una Wild Goose modelo WG4M, es una enlatadora de cuatro cabezas diseñada para ser móvil y atender Ciudad de México, Valle de Bravo, Querétaro, Puebla y Tlaxcala, con el objetivo de llegar a más ciudades.

Federico Barney trabajó seis años en el corporativo mundial de los fabricantes de latas más grandes del mundo en Filadelfia y hace más de un año regresó a México para emprender, también con latas.

“Tras varios años de darle la vuelta y seguirlo pensando, me puse a estudiar el boom de cerveza que había en México. Fue largo conseguir la ronda de fondeo que necesitábamos, lo logramos a finales del año pasado y nos dedicamos a pedir la maquinaria, hablamos con muchos cerveceros para entender los diferentes puntos, las cosas que les preocupan y lo que les gustaría tener”, detalló a PDB.

Enlatado móvil

Junto con su hermano visitaron enlatadores móviles y cervecerías en Estados Unidos y Canadá, a fin de comparar equipos y hacer su elección que incluyó una línea de decorado con fundas termoencogibles, despaletizador, equipo de medición de sanitización, medidor de carbonatación y oxígeno disuelto.

“Hay bastantes cerveceras en la zona centro, la idea es empezar aquí para escalar en un futuro y poder cubrir más regiones del país”, sostuvo.

QUELATA estrenaría el servicio en mayo, pero la pandemia lo aplazó al mes de julio, comenzará con pruebas para garantizar el correcto funcionamiento del equipo.

“A los cerveceros les preocupaba la calidad, por eso decidimos invertir en equipo de monitoreo de sanidad de la máquina que mide la presencia de bacterias y compramos equipo para monitorear el volumen de carga bacterial, el oxígeno disuelto y con esto podemos cubrir todo el proceso: enlatado, decorado, llenado y cerrado en sitio con todos los sistemas de calidad, de la misma forma que lo están haciendo los enlatadores más grandes en Estados Unidos y Canadá”, aseguró.

Enlatado móvil

La empresa concretó una alianza con uno de los tres grandes fabricantes de latas en el país, que les permite manejar volúmenes inferiores a 250 mil latas, litograbadas a partir de 180 mil y termoencogibles a partir de 5 mil.

Pueden enlatar de 5 mil a 20 mil latas diarias y su mercado son las cervecerías más establecidas y con mayor volumen de producción.

“Estamos muy contentos por la respuesta que hemos tenido, desde hace un año y medio que empezamos a prospectar cerveceros para entender cómo veían el proyecto y ahorita que ya estamos próximos a empezar, tenemos muchísimos que nos han pedido nuestros servicios, hay varios en fila, incluso algunos de los principales artesanales del país”, reveló.

La enlatadora se encuentra en proceso de importación, junto con el resto del equipo, las primeras pruebas se realizarán en las instalaciones de Cervecería Escollo.

“La idea es primero aprender a usar la maquinaria bien, entender los puntos donde podemos fallar porque no queremos quedar mal a los cerveceros, es una industria donde se corre mucho la voz, bastante cercana”, expuso.

La mayoría de sus prospectos están en Ciudad de México, Querétaro, Puebla y un par en Toluca.

“Si cerráramos todos clientes que hemos prospectados, no daríamos a basto con la maquinaria que compramos que es bastante grande”, señaló.

Enlatado móvil

Barney destacó que una cerveza en lata puede ir a lugares en los que la botella está prohibida como playas, conciertos, aviones, albercas, estadios, tiendas de autoservicio, a los que muchos de los que serán sus clientes creen poder llegar, incluso fuera de México al facilitar la logística.

“Es llegar a nuevos lugares y momentos de consumo, seremos de gran ayuda para los nuevos clientes de las cervecerías, para que lleguen a ellos”, apuntó.

El equipo de QUELATA está integrado por Fernando, su hermano, un ingeniero encargado de la producción y mantenimiento de la maquinaria, así como un consultor técnico con experiencia en el enlatado en toda América Latina.

El cervecero puede elegir presentación de 12 onzas, 12 onzas sleek y 16 onzas, el tiempo del servicio dependerá de factores como la distancia a la que se encuentre la cervecería, el tipo de lata y el decorado.

“Al ser una industria bastante amable, con mucha innovación y flexibilidad, hemos encontrado formas en las que podemos trabajar con los cerveceros, desde llegar temprano hasta salir tarde la fábrica, siempre y cuando logremos cubrir su necesidad, estamos abiertos a todo tipo de opciones”, afirmó.

Enlatado móvil

El empresario dijo que los costos del servicio son accesibles, ya que los ajustaron al tamaño y necesidades de la industria mexicana y se dividen en tres partes: lata y tapa, decorado, llenado y cerrado en sitio, el volumen de compra influye en los tres.

“Creo que es un paso muy grande, si lo vemos desde la parte de las estadística aproximadamente el 36% de la cerveza industrial que se vende en el país se vende en lata, .02% de la cerveza artesanal que se comercializaba en lata hace dos años, hay un rezago muy grande por parte de la industria artesanal, principalmente por los grandes costos de volumen que se ha manejado históricamente, y esto le va a dar chance a las cerveceras artesanales de acercarse a nuevos puntos de consumo y nuevos momentos”, indicó.

Sobre Baja Canning, Barney comentó que aunque no se conocen, consideran que una mayor oferta del servicio de enlatado móvil es bueno para la industria, “los he visto en su Instagram, ojalá sea para lo mejor, nosotros llegamos aquí para poder acercar la lata a los cerveceros artesanales”.

Lírica estrena Baja Canning en Tijuana

Enlatado móvil

Cervecería Lírica de Tijuana estrenó la WG3 de Baja Canning, Josué Dávila, cervecero, dijo que este tipo de envasado aumentará su distribución en diferentes puntos en más ciudades y con más variedad de estilos.

“El enlatado es un barril pequeño y te da la protección y seguridad de ese envase, alarga la vida de la cerveza y conserva sus propiedades organolépticas por más tiempo, ocupa menos espacio y permite menos presencia de oxígeno. Las latas soportan mejor la presión con el cambio de temperaturas por su mayor elasticidad, es difícil que revienten y si lo hacen es menos peligroso que el vidrio”, sostuvo.

Añadió que mejora la imagen que desea proyectar la cervecería y les permite ser creativos.

“Baja Canning está muy bien porque da la posibilidad de que varios cerveceros puedan tener su producto enlatado sin comprar una máquina, va a permitir que haya muchas más cervecerías, marcas y estilos disponibles en el mercado”, observó.

Estabilidad del producto, el mayor beneficio

Enlatado móvil

Para Alfredo Madueño una cerveza mejor conservada en anaquel, es el principal beneficio del enlatado. Este martes Baja Canning fue a su cervecería para enlatar 15 BBLs de su Neipa Illuminati.

“Aunque nuestra cheve se vende rápido, me imagino que hay tiendas en línea que nos van a pedir porque tienen su stock y es algo que no podemos lograr con los crowlers que se tienen que consumir a los tres días o a la semana máximo, con el proceso que tienen estas máquinas de CO2, es un beneficio muy grande”, afirmó el fundador de Madueño Brewing.

Dijo que recientemente compraron un fermentador de 20 BBLs para aumentar su producción, lo que se verá impulsado con el enlatado.

 

Si quieres contactarlos, mándales inbox en Instagram @bajacannig @quelata

*Imágenes cortesía de Baja Canning, QUELATA, Madueño y Lírica

Anabel Manzano "Lupulina"

Anabel Manzano "Lupulina"

Siempre le gustó contar historias y un día descubrió que ser periodista es el mejor trabajo del mundo. En el camino se encontró una pinta de cerveza artesanal y fusionó sus dos pasiones en Desde la Barra.
Siguientes notas:

1 comentario

  1. Súper interesante para las personas que estan vinculadas al medio como yo.
    Está bastante interesante la propuesta.
    Ya tendré la oportunidad de contactarme con ustedes.
    Felicitaciones por este nuevo sistema.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.